Eco-02, la apuesta de dos jóvenes por el agro

, , 2 Comments

¿Puede un arquitecto y un ingeniero agrícola crear proyectos en el sector agro con futuro? Jorge y Guillermo nos demuestran que es posible con su proyecto más personal: Eco O2. Una finca en las Islas Canarias, que les ha supuesto un aprendizaje continuo, adaptarse al medio rural y, sobre todo, mucha ilusión por descubrir que se puede vivir de su pasión.

Jovenes Agro - Eco O2

Hoy os traigo la historia de un proyecto que conocí en Twitter, y que me resultó muy interesante. En un principio, me cautivo la forma en cómo trasmitían, por este canal de comunicación, el trabajo diario que supone dedicarse al sector agrario. Me cautivo tanto que tras un par de mensajes directos en Twitter, y un rápido encuentro con uno de sus artífices, me dije: esta historia debe conocerse. Un ejemplo de cómo dos amigos descubren que una de sus pasiones es trabajar la tierra, aprender de ella, recolectar sus frutos, y ver cómo la gente disfruta de un sabor genuino, como los de antes.

Hoy os traigo la historia de Jorge y Guillermo, y su parcela Eco-02.

O2 Estudio, el germen de la aventura

Los protagonistas de esta historia son Jorge Romero (34 años – Arquitecto) y Guillermo Gómez (31 años – Ing. Agrícola y Paisajista) dos canarios con una misma inquietud: la integración de la naturaleza en la arquitectura, y el crear vida de algo inerte.

Se conocieron por el 2011, y trabajan codo con codo desde entonces desarrollando el concepto de arquitectura natural en el proyecto que a día de hoy les da músculo financiero, 02 Estudio, “aunque queremos, en un futuro cercano, que el proyecto Eco-02 nos reporte la mitad de nuestro sueldo”, como apunta Jorge.

Este estudio representa las simbiosis perfecta entre la arquitectura y la ingeniería agrícola, personificadas en Jorge y Guille, que buscan “la oxigenación del diseño e introducir vida en algo tan inerte como es el cemento”, me apuntan desde el otro lado de la webcam.

Y de esa misma inquietud, de dar vida a algo inerte, surgió el proyecto del que hablamos hoy, “a pesar de que la única vinculación que tenemos con la tierra, además de la carrera de Guillermo, son nuestros abuelos agricultores”.

Eco-O2, una parcela que trae nuevos aires al medio rural

Jorge y Guille me comienzan a hablar de su proyecto más personal. Uno que empezó como un escape a sus rutinas diarias, y que según fue avanzando se dieron cuenta de que “el sector agrícola está muy vivo, y si tienes las cosas claras y un buen plan de negocio, puede vivir de él dignamente”, cómo apunta Jorge.

eco02-4

La finca se encuentra en Gran Canarias, con una superficie útil de casi 2 hectáreas, aunque en la actualidad explotan 5.000 m2 (o como dicen en Canarias, casi una fanegada, que son 5.500 m2), debido a que “hemos decidido recuperar una parte de la parcela que estaba abandonada desde que nos hicimos cargo de la finca, e ir creciendo poco a poco (hasta los 12.000 m2 en 2017), recuperando la finca de Jorge en otro punto de la isla” nos apunta Guille. Además, parece que la integración de fincas es un tema burocrático lento con muchos papeleos de por medio.

Comenzaron su actividad en Mayo de 2015, cultivando 5 productos, y aunque al principio pensaron en explotarla de forma convencional, al poco tiempo se decantaron por la producción ecológica debido a “da productos con más sabor, respeta los ciclos naturales de los cultivos, es un tipo de agricultura en equilibrio con el medio ambiente y por convencimiento”, declara Guille. En la actualidad están explotando hasta 15 referencias que comercializan en mercados locales.

Me afirman que les ha supuesto un esfuerzo enorme, ya que Eco-O2 “nos ha requerido un aprendizaje continuo y superación constante, día a día, aprendiendo de nuestros errores y adaptándonos al trabajo en el campo desde cero prácticamente”.  Además, Jorge añade “cuando no eran los conejos, eran los insectos, o si no los lagartos, o sacar a mano las piedras y desbrozar hasta poder introducir el motocultor en las parcelas. El medio te pone a prueba, pero creemos que nos ha ido bastante bien”.

Son conscientes que tienen un factor importante a su favor, que en la península no tenemos: la climatología de las islas mágicas “nos permite producir prácticamente durante todo el año, sin excesivas complicaciones meteorológicas” me llega la voz de Guille a través del altavoz del portátil.

También valoran los servicios de asesoría a nuevos agricultores de la Administración y la cooperación y consejos que han tenido de otros agricultores de la zona “aunque al principio nos miraban raro y nos decían que si estábamos locos por iniciarnos en el sector agrícola, cuando les decíamos que éramos arquitecto e ingeniero. Sin embargo, el trabajo en EcoO2 nos supone una liberación de las rutinas del estudio”.

eco02-3

Nuestros protagonistas destacan que la agricultura ha evolucionado, si antes era vista como un trabajo de subsistencia, “ahora es necesario tener formación, cultura de esfuerzo y un buen plan de negocio si quieres que tu proyecto en el sector agrícola crezca y poder vivir de ello”.

Guille destaca “todo esto no sería posible sin los avales tanto emocionales como económicos que han depositado nuestros padres, ya que los bancos aún no tienen muy claro que esto del agro tenga futuro…algo que ellos si ven.  Tanto es así,que a día de hoy mis padre nos acompañan todas las mañanas para echarnos una mano en la finca y mi madre está inmersa en la comercialización de los productos que vende con mucho orgullo”.

Redes sociales y agricultura, un potencial que explotar

Guille, que lleva la comunicación digital del proyecto en su parcela de Twitter, me comenta que “en Canarias, a la sociedad en general, le gusta escuchar el trabajo diario que llevas a cabo en la finca, le gusta conocer de dónde proceden sus alimentos y cómo se producen. Y nosotros se lo contamos”. Esto tiene una consecuencia clara: la sociedad toma consciencia del medio rural, lo empieza a conocer y se empieza a preocupar de la procedencia de lo que se lleva a la boca.

“Los agricultores tienen un punto de conexión con la sociedad a través de las RR.SS. Deberían utilizarlas más, ya que la sociedad les empieza a ver como una pieza clave para alimentar al mundo”, continúa Guille, “son un vehículo fundamental en la comunicación del siglo XXI, y sobre todo para conectar con las nuevas generaciones, que son, al fin y al cabo, los consumidores del futuro”.

eco02

Jorge añade “es fundamenta y necesario dar a conocer la agricultura, los métodos de producción y comunicar los beneficios de los alimentos eco”. Además, es una de las formas más “económicas” de llegar a tu público y darte a conocer.

Dificultades y factores clave para emprender en el mundo rural

Guille y Jorge me dieron 3 dificultades y 3 factores que consideran imprescindibles para emprender en el mundo rural.

Las 3 dificultades que encontraron han sido:

  • Acceso a la información: “sobre todo a la relacionada con los precios”.
  • Financiación: “son necesarios muchos avales para arrancar un proyecto agro”.
  • Burocracia: “sobre todo a la hora de certificar una producción ecológica. Mucho papeleo, muchos requisitos y trámites muy lentos”.

Los tres factores que destacan para tener éxito a la hora de emprender en el medio rural son:

  • Análisis de mercado: “debe ser claro, preciso y concreto. Todo proyecto agrícola debe sustentarse en un plan de negocio fuerte para que sea real, perdure y puedas vivir de él”.
  • Nunca te rindas: “por muchos obstáculos que surjan, siempre se debe tener ilusión y trabajar para que la tierra de sus frutos”.
  • Constancia y creer en el sector primario: “es un sector con futuro. Los agricultores deben de alimentar a un mundo que come al menos 3 veces al día”.

 

Por último les pido unas frases para animar a todos esos jóvenes indecisos en apostar por el medio rural como su forma de vida:

Jorge > “Nada es tan bonito y gratificante como trabajar la tierra y dar el primer bocado a lo que cultivas”.

Guille > “Trabaja en lo que te guste, así nunca trabajarás. Y si amas el medio rural dedícate a ello, ya que este sector tiene futuro”.

Espero que hayáis disfrutado de este proyecto, Eco-O2, que nos han presentado sus creadores Jorge y Guille, un arquitecto e ingeniero que han apostado por la agricultura como su futuro. Si quieres seguir sus andanzas en la finca no te pierdas su Twitter.

 

2 Responses

Leave a Reply